Desmaquillarse: Primer Paso para una Piel Perfecta.

Así, todo en mayúsculas. Este es el Primero y el Paso más importante para cuidar la piel y conseguir una Piel Perfecta. El paso que no nos podemos saltar de ninguna manera.

Para muchas, este post, no os va a aportar mucho, la verdad, porque sé que seguís unas rutinas diarias a rajatabla, que os invito a compartir con todas. Pero para otrassss…….esto todavía supone una asignatura pendiente…..La pereza, el cansancio, el agotamiento……pero, no hay excusas que valgan!! Aunque volváis de juerga a las siete de la mañana, no hay excusa para no limpiar la piel de la cara. 

Si no nos desmaquillamos por la noche,  la piel se intoxica de residuos: el maquillaje del día anterior, la suciedad, el sudor, la contaminación…. la piel no va a transpirar. Se va a deshidratar y va a ir adquiriendo un tono apagado y sin vida. Además de obstruirse los poros (luego salen puntos negros y espinillas….) y propiciarse un envejecimiento prematuro de la piel, a causa de la falta de oxigenación. Esta falta favorece el ataque de los radicales libres y el daño de las fibras de colágeno y elastina.

Durante las horas de sueño,  la piel aprovecha para regenerarse y necesita estar limpia, necesita que la dejemos respirar.

Tener una rutina de limpieza facial todos los días es el primer paso para una piel perfecta. Debe hacerse por la mañana y por la noche y por este orden: limpieza-tónico-hidratación. De la hidratación ya hablaremos más adelante.

Tómate tu tiempo, ya sabemos que no es fácil sacarlo, pero considéralo “tu momentito”, un ritual de belleza y bienestar para poder seguirlo todos los días. Tu piel te lo agradecerá.

Hay que utilizar siempre productos específicos para tu tipo de piel: grasa, mixta o seca.

Pieles grasas: hay que elegir siempre productos libres de aceites (oil free), tónicos astringentes y texturas fluidas.

Pieles secas: lo mejor son las leches desmaquillantes y las cremas nutritivas, porque contienen gran cantidad de sustancias emolientes e hidratantes. De un tiempo a esta parte, muchas marcas han lanzado leches micelares que son ideales en este caso.

Pieles mixtas y normales: en este caso, el agua micelar es de los mejores inventos de la cosmética moderna. Merece un apartado especial.

Pieles sensibles: deben elegir productos libres de fragancias y parabenes. El agua micelar aquí también es ideal.

Hay que resaltar la importancia del tónico, porque es el que va a equilibrar la piel,  va a buscar el balance del ph de la piel y el que va a refinar los poros. 

El contorno de los ojos es la parte más sensible de nuestra cara. Necesita un cuidado con productos específicos para ojos. Aunque, hoy día existen un montón de fórmulas que permiten ser utilizadas tanto en el rostro como en los ojos.

Mi consejo es que no uséis toallitas limpiadoras (al menos, solo en casos extraordinarios). Es verdad que son baratas, cómodas, fáciles de llevar a todas partes y el proceso de limpieza es rápido (sobre todo para las más perezosas). Pero al no tener que aclararnos con agua, la limpieza no es tan profunda y pueden quedar restos de producto en la piel, lo que puede causar sensación de sequedad e irritabilidad. Como el alcohol que llevan algunas, que puede causar picazón, ardor o producir alguna alergia.

Para mí, lo mejor es utilizar discos de algodón. Un truco: coges el disco y lo divides en dos partes: una para cada lado de la cara. Así no llevaremos la suciedad ni los microbios de un lado a otro. Empaparlos en la solución para ojos y dejar actuar unos segundos. Así se eliminará la máscara de pestañas, sombra, eye-liner, etc, muy fácilmente y sin arrastrar ni frotar. Frotar es fatal para los ojos y para las pestañas. Hay que ir retirándolo sin presionar.

El agua micelar: contiene “micelas”: moléculas bipolares que atraen el agua y al mismo tiempo tambien tienen afinidad con las grasas (una parte hidrófila y otra lipófila). La suciedad no se arrastra de un lado a otro (como con las toallitas) sino que se elimina. Son ácidos grasos en suspensión que atraen la grasa y la suciedad, limpiando así la piel sin dañarla y respetando su film hidrolipídico. Existen multitud de aguas micelares para todo tipo de pieles. Lo mejor es dejarse aconsejar en tu farmacia o parafarmacia e ir probando las que más os gusten. A mí me gustan tanto para desmaquillar rostro como para ojos, y no hace falta aclarar. Las más perezosas ya no tienen excusa.

La leche micelar: aquí las “micelas” tambien captan la suciedad como si fueran un imán para no dañar el cutis, pero en formato leche desmaquillante, que es más hidratante. También existen geles y aceites micelares, pero yo aún no los he probado. La leche micelar es muy agradable de utilizar, especialmente para las pieles sensibles y secas.

A mí me gusta combinarlas. Para los ojos, el agua micelar. Para la cara, la leche micelar y después aclarar con agua micelar. La sensación de limpieza y frescor es total. Podéis hacer “la prueba del algodón” una vez de que hayáis acabado para aseguraros de que no quede ni rastro de suciedad.

Los productos de la foto son mis favoritos, mis básicos para desmaquillarme.

Aguas micelares:

<img="alt"="Desmaquillarse: Primer Paso para una Piel Perfecta">

BIODERMA agua micelar

Mi  favorita: BIODERMA Sensibio H20

Ideal para llevar de viaje por su tamaño: LA ROCHE-POSAY Eau Micellaire

 

Leches micelares:

La primera que conocí: A-DERMA Lait micellaire SENSIFLUID

Otra de la que hablaré en otro post posterior: BIO Beauté by NUXE Lait demaquillant douceur

 

Desmaquillante de ojos:

KLORANE lotion florale démaquillante

 

Leches de tratamiento y Lociones P50:

BIOLOGIQUE RECHERCHE:  Esta línea de cosmética la analizaremos en posts posteriores. Uno de los mejores descubrimientos que ha llegado para quedarse.

 

Os dejo todos estos links para más información. En los enlaces de los productos encontraréis todas sus características.

Bioderma Sensibio H20

Farmacia Páramo. Son auténticas expertas en Bioderma.

La Roche-Posay Solución Micelar

Bio Beauté by Nuxe Lait Demaquillant Douceur

Klorane lotion florale démaquillante

Biologique Recherche Paris

 

Espero que os haya gustado el post y que os animéis a comentar vuestras rutinas de limpieza, productos favoritos, etc.

Pediros disculpas también por varios problemas técnicos que he tenido con el blog, que me han supuesto un retraso considerable. Gracias.